lunes, 23 de mayo de 2016

JESÚS DE NAZARET

CARTA OFICIAL DE PONCIO PILATO A TIBERIO CESAR HABLANDO  DE JESÚS DE NAZARETH


Presentamos en este artículo una carta de Poncio Pilato a Tiberio César, escrita aproximadamente en el año 32, donde éste menciona a Jesús de Nazareth y un encuentro privado que tuvo con él. El original de esta carta se conserva en la Biblioteca Vaticana en Roma, y pueden solicitarse copias de la misma a la Biblioteca del Congreso en Washington. En su calidad de carta del procurador romano de Judea al emperador en Roma, este documento es considerado como oficial. Su texto íntegro es el siguiente

A Tiberio César:

Apareció en Galilea un hombre joven, que en nombre del Dios que lo envió, predicaba humildemente una nueva ley. Primero temí que su intención fuera sublevar al pueblo contra los romanos. Pero pronto se borraron mis sospechas. Jesús de Nazareth habló más bien como un amigo de los romanos, que no de los judíos: Cierto día observé en un grupo de personas a un hombre joven que, apoyado en el tronco de un árbol, hablaba tranquilamente a la multitud que le rodeaba. Se me dijo que era Jesús. Esto podía haberlo supuesto fácilmente, por la gran diferencia que había entre él y aquellos que le escuchaban. Su pelo rubio y su barba le confirieron a su apariencia un aspecto celestial. Parecía tener unos 30 años. Nunca antes había visto una faz más amable o simpática. Qué diferencia tan grande había entre él y los que le escuchaban, con sus barbas negras y su tez clara. Como no deseaba molestarle con mi presencia, proseguí mi camino, indicándole sin embargo a mi secretario que se uniera al grupo y escuchara. Más tarde mi secretario me informó que jamás había leído en las obras de los filósofos nada que pudiera compararse con las enseñanzas de Jesús. Me informó que Jesús no era seductor ni agitador. Por ello decidimos protegerle. Era libre de actuar, de hablar y de reunir al pueblo. Esta libertad ilimitada provocaba a los judíos, los indignaba y los irritaba; no a los pobres, sino a los ricos y poderosos.

Más tarde escribí una carta a Jesús y le pedí una entrevista con él en el Pretorio. Acudió. Cuando el nazareno apareció, estaba yo dando precisamente mi paseo matinal y al mirarle, mis pies parecían aferrados con correas de hierro al piso de mármol, temblando yo con todo el cuerpo cual un ser culpable, a pesar de que él estaba tranquilo. Sin moverme, admiré durante algún rato a este hombre excepcional. Nada había en él ni en su carácter que fuera repulsivo; pero en su presencia sentí un profundo respeto. Le dije que él y su personalidad estaban rodeados de una contagiosa sencillez que le situaba por encima de los filósofos y maestros de su tiempo. A mí y a todos nos causó una honda impresión debido a su amabilidad, sencillez, humildad y amor. 

Éstos, noble soberano, son los hechos que atañen a Jesús de Nazareth. Y me tomé tiempo para informarte de los pormenores acerca de este asunto. Opino que un hombre que sabe transformar el agua en vino, que cura a los enfermos, que resucita a los muertos y apacigua a la mar embravecida, no es culpable de un acto criminal. Y como otros han dicho, debemos admitir que es realmente el hijo de Dios.

Tu obediente servidor, 
Poncio Pilato.



Carta OFICIAL de PONCIO PILATO a TIBERIO CESAR hablando de JESUS DE NAZARET http://www.unsurcoenlasombra.com/carta-jesus-de-nazaret-275/…

sábado, 14 de mayo de 2016

RIO VILCANOTA - WILLCAMAYU

Nevados en la Raya limite entre Cusco y Puno,
lugar donde nace el Río Vilcanota
Encontré en un trabajo de verificación, de Américo Cuno Rodríguez (*) sobre el Río Vilcanota, donde dice “WILLCAMAYU, RÍO SAGRADO DE LOS INCAS, río que en su enorme recorrido en algunos tramos ha sido cambiado con el nombre de “Alto y Bajo Urubamba”.

Compartiremos algunos extractos del libro original… “Siguiendo la ruta del río Vilcanota, aguas arriba hasta sus orígenes en los nevados del Nudo del Vilcanota (límites entre Cusco y Puno); fácilmente se aprecia a lo lejos que, los nevados del Misti donde se origina la laguna de Choquecorao, están muy cerca a los nevados del Nudo del Vilcanota, ambos nevados están aproximadamente a la misma altura sobre el nivel del mar y están también próximos a los límites entre Arequipa, Cusco y Puno”.

De lo expuesto, surge las duda de que los nevados del Misti o la laguna de Choquecorao sean ciertamente el lugar de origen del Río Amazonas (El Río más Largo del Mundo); en todo caso, existen mayores elementos de juicio histórico, tradicional y técnico para decir que, el lugar de origen del Río Amazonas, estaría más bien ubicado en los nevados del Nudo del Vilcanota en la Raya - Cusco. Cabe hacer notar que la evaluación no va por el lado del mayor o menor caudal de los ríos, sino más bien va por el lado del mayor o menor recorrido de los ríos; en este caso el Río Vilcanota es el río de mayor recorrido que todos los ríos que surcan en la cuenca hidrográfica del río Amazonas, y aquí no hay discusión alguna.

Es errónea e indebido que al trecho formado por el Río Yantili y el Río Tambo se le denomine como “Bajo Urubamba”; habiéndose usurpado de esta forma el nombre del Río Vilcanota; entonces es el RÍO VILCANOTA el que recibe al Río Tambo y es el que da origen al nacimiento del Río Ucayali y no indebidamente denominado “Río Bajo Urubamba”.

Por consiguiente, los trechos precedentes al Río Bajo Urubamba son también erróneos e indebidamente llamados como Alto   Urubamba;    entonces    es    el    Río Vilcanota el que corta la Cordillera Oriental de los Andes y forja así el Pongo de Mainique.

Sicuani, ciudad por donde hace su paso el Río Vilcanota
o Río Willcamayu
Queda demostrado y comprobado que la falsa denominación de “Rio Urubamba” a los tramos comprendidos entre Urcos y el Río Yantili; y entre este y el Río Tambo, no tiene asidero, ni sustento y menos hay razón alguna para que, ninguno de los tramos que constituyen el RÍO VILCANOTA, lleve ese nombre de “Río Urubamba”, debiendo por tanto, restituirse en todos ellos con su verdadero nombre , legitimo, ancestral e histórico de RÍO VILCANOTA, desde su naciente en el Nudo de Vilcanota, en la Raya, hasta su confluencia con el Río Tambo. El Río Vilcanota no es afluente de ningún río, más bien en todo su largo recorrido, recibe las aguas de todos los ríos que encuentra a su paso, con los que va entroncando y aumentando su caudal; y, al final entrega (la posta) sus aguas, por derecho de territorio al RÍO UCAYALI.

Nota: El Río Vilcanota - Willcamayu, une a los pueblos de la Raya, Aguas Calientes, Marangani, Sicuani, San Pablo, San Pedro, Tinta, Combapata, Checacupe, Cusipata, Quiquijana, Urcos, Huambutio, Pisac, Calca, Urubamba, Ollantaytambo, Machupicchu, Santa Teresa, Chaullay, Quillabamba, Echarati, Palma Real, Kiteni y otros mas adentro.

(*) RÍO VILCANOTA WILLCAMAYU - RÍO SAGRADO DE LOS INCAS - Américo Cuno Rodríguez - Octubre 2007-Cusco Perú.

Fotografías D.R.



jueves, 12 de mayo de 2016

SICUANI - (Investigación)




Un dato que es importante considerar y quizá materia de estudio más minucioso y profundo, es el relacionado al origen de la palabra Sicuani.

En este lugar en tiempo del Tawantinsuyo, sugieren que existió un pequeño centro administrativo o tal vez en surgimiento como tal, hipótesis importante por las evidencias encontradas y registradas últimamente tanto por historiadores y estudiosos locales.

En Sicuani en época de los incas, floreció el comercio de la tan apreciada paja de altura o “ichu”(*) este material e insumo importante para la cubierta de techos de todo tipo de edificación, y también para la elaboración de adobes; llegaba a Sicuani en grandes cantidades y de muy buena calidad procedentes de las zonas altas de Canas, Canchis y especialmente del Qollasuyo, su existencia y comercialización a gran escala hizo que los tawantinsuyanos conocieran el lugar con el nombre de “Sikuani”, palabra compuesta que proviene de los sufijos “sikua” existencia de paja y “ani” en abundancia; y es en este lugar, tanto por su ubicación geográfica y accesibilidad (cerca de la línea divisoria entre “Qollasuyo” y el valle del “Willkamayu”), que existió infraestructura estatal Inca, como “tambos”, “cuarteles”, un “usno” y “canchas”, todo lo básico para atender a los viajeros y guarecer a las recuas de llamas que llegaban cargadas de paja y muchos otros productos; esta actividad se desarrollaba periódicamente en su amplia plaza principal.

Restos arqueológicos existentes se pudieron constatar no muchos años atrás, lamentablemente por el crecimiento demográfico muchos de ellos fueron retirados paulatinamente, como es el caso del "usno" que se hallaba en el barrio de Manuel Prado, conocido como el "morro".

Algunas cercas, muros y objetos de manufactura Inca, fueron últimamente hallados en excavaciones que realizó el INC (2008), bajo la iglesia matriz y puntos estratégicos de la plaza de Sicuani, en obras de reconstrucción de esta infraestructura; los arqueólogosprocedieron a catalogarlos, estudiarlos para posteriormente exhibirlos, lo cual por el cierre de esta institución y la creación del Ministerio de Cultura, la obra fue abandona y no se tiene información de su paradero.

Escribe: Guido Ancori Cervantes 2014

miércoles, 11 de mayo de 2016

CHARANGUITO - LUIS NIETO MIRANDA

Dedicado a Andrés Alencastre o
"Kilko Waraca" y su charango


Edith Ramos en el Festival
Internacional del Charango Peruano 2010
















Charanguitoy, charanguito,
enamorado y cholero,
ponte tu chullo de trinos
y que comience el jaleo.

Suelta un puñado de risas,
charanguitoy cabulero,
y haz que retoce y que cante
tu corazón pendenciero.

Poncho de lindos colores
como las luces del alba;
como te gustan las cholas,
charango de pinta brava.

Si te faltara una cuerda
para templar la tonada,
a la Antucacha bandida
le robas una mirada.

Templado fino, muy fino,
no hay chola que te resista,
y te la robas de guapo
como buen contrabandista.


Charango pisco y cholero,
borrachito y bailarín,
cómo te gusta esa chola
con sus ojos capulí.

Para rendirla en tus brazos
tu sabes como hay que hacer:
un pellizco, dos puñetes
y un trago que pagas bien.

A veces ebrio de pena,
quimbeando te vas al alba,
mordido por un recuerdo
que te cuelga en la mirada.

Charango, tienes el llanto
de la zampoña serrana,
latido de quena india
y sollozo de guitarra.

Charango, gemido cholo,
todo llovido de quejas:
te llevo junto a mi pecho
como un pájaro de penas.

Tu vida es como mi vida,
mezcla de risa y de lágrima;
wayno serrano que siempre nos
va creciendo en al alma.

Pero tu naciste alegre
como un domingo de feria
con toda esa risa linda
de picardía cholera.


Charango facineroso,
Trompeador y pendenciero,
nunca te falta una alondra
bajo tu ala de jilguero.

Tu historia creció de las riñas
y se quemó en las jaranas;
las cholas te aman porque
eres fantasioso y chupacaña.

Oh, capitán de bandidos,
oh, forajido del alba,
pájaro loco que llevas
dormida estrella en el alma.

Charanguitoy charango;
liso no más, jaranero;
¡dispara al cielo y que estalle
tu corazón bandolero!

Romance de la Barbaracha - Luis Nieto Miranda

Si algo debemos recordar del gran poeta sicuaneño Luis Nieto Miranda. El Cholo Nieto, como así como lo llamaban sus amigos con especial aprecio y admiración a su grandeza de hombre hecho de bronce y granito como fueron creados los hijos del sol, una mezcla tan singular de la sierra más hermosa donde nació, en el valle del wilcamayu, en su capital Sicuani-Cusco.
Nació en una callecita, muy cerca a la tradicional 2 de mayo en Sicuani; sus primeros estudios en la escuela fiscal de varones 791, para posteriormente trasladarse junto a su familia a la ciudad del Cusco; es desde allí que se proyecta sus ideales y sentimientos profundamente peruanos y revolucionarios, hecho verso, himno y canción.

Su poesía, llamada “chola”, fue dedicada a su tierra Sicuani y Canchis, de profundo y hermoso sentimiento pueblerino y serrano, “poesía vivencial”, como alguien acertadamente la califico; y es en estas páginas del espacio virtual que compartiremos el mensaje que nos dejó y que seguro trascenderá al universo todo.

Guido Ancori Cervantes.  

Romance de la Barbaracha

Luis Nieto Miranda

(A Rafael, a Juan, a Víctor, al Sr. Conde, al Cholo, al Caballero, al Glorioso, al Pisquito, al Borracho y a K’allata, mis amigos.)

Chola que te quiero chola
más fresca que una manzana,
con tu pollera redonda
y tu blusa de percala.
Te brilla limpia la risa
como el cristal de la escarcha.
Tus ojos relumbran pícaros
como estrellitas del alba.
El sol retoza en tus labios,
la luna envidia tu cara.

Tus dos trenzas me parecen
dos víboras sobre tu espalda.
Así da gusto mirarte
caminito de la plaza,
encabritando a tu paso
los celos de la cholada.
Quisiera ser gavilán
para clavarte mi garra
y degollar en tu pecho
tus dos palomas esclavas.
Como yo nadie te quiere,
chola lisa y palangana,
con tus catorce polleras
y tu mantón pura-lana.

Toda vestida de fiesta
te sorprendí en una farra,
una tarde dominguera
de picante y chicha baya.
Y después del trago corto,
cuando ya estabas picada,
pediste un wayno de aquellos…
con charango, arpa y guitarra.
Entonces con qué gustazo
cantaste con toda el alma;
si parece que tenías
una alondra en la garganta.

Ahora que venga el baile
bien zapateado y con gracia
y los pañuelos disparen
su serpentina de plata.
-Así es lo bueno, bandida.
Dale fuerte, Barbaracha.
Qué lindos están tus ojos
Brillando como dos ascuas!
Cómo flamea tu risa
hasta incendiar la jarana
y cómo grita de júbilo
tu pollera colorada.
Mírame que te estoy viendo,
cholita de rompe y raja;
repiquetea en mi pecho
con alegría y con rabia!

Las palmas queman el aire.
Ya relucen las miradas.
Y su corazón borracho
se abre como una granada.
Cómo se ríe el charango.
Cómo gime la guitarra.
Cómo le brincan los senos
y estalla su carcajada.

-Cholita, chola relinda.
levanta un poco tu falda;
me han contado que tus muslos
son más rosados que el alba.
Hay que ver cómo te gusta
mover furiosa las ancas.
¡Ganas medan de saquearlas
con mis dos manos piratas!

¡No ves que brillan cuchillos
sedientos en mi Mirada?
¡Cómo quisiera morderte,
cholita de pinta brava!

Bailando toda la noche
se estuvo la Barbaracha.
Bebiendo chicha y cañazo
hasta la hora del alba.

Y después de tanto wayno
sus dos palomas borrachas,
bajo la verde percala
dormían encarceladas!…


martes, 10 de mayo de 2016

ROMANCE DE LA FERIA DE SICUANI




LUIS NIETO MIRANDA
Del libro: Charango - Romancero cholo, 1942 

A Lizandro Guerra y sus “Tigres”








Un pícaro sol de feria
está en el cielo borracho:
¡se estuvo por las cantinas
toda la noche del sábado!
De tanto beber alcohol
solito se está incendiando.
(Para apagarlo en el río
quieren derribarlo a hondazos).
La mañana está que arde
con ese sol tan borracho.

Ya van llegando a la feria
los vientos cordilleranos.
Se han traído sus pututos
y en los ojos dos peñascos.
Los acompañan las brisas
con su carnaval de waynos.
Rocío de risas cholas
disparan por los sembrados.

De un huracán de polleras
el cielo se ha embanderado.

Los indios tienden al sol
lindos ponchos colorados.
En las cabezas los chullos
de alegría están gritando;
es como si el arcoíris
tuviese mil campanarios.
El día brinca de júbilo
como en fiestas del chaco.
En un mitin de colores
la plaza se está quemando.

Desde la hora del alba
la indiada estuvo llegando.
A la feria se han venido
desde los ayllus lejanos.
Ahí están de todas partes
con cargas y con atados:
los bayeteros de Hercca
y alfareros de San Pablo;
el que fabrica bandurrias,
hasta el que vende tostado.

Los chuchos de Chumbivilcas,
los que llegan del Kollao.

El indio que trajo lana
y cholo que lo ha alcanzado.

El que se vino del valle,
transparente, casi blanco.

El que comercia con coca
y el que ofrece ccañihuaco.

Nadie puede confundirse
porque el traje habla muy claro:
ni canas con los de Canchis,
ni kollas con kcori-lazos;
ni el indio de Suyo-Chumo
con el que viene de Layo.

Hay en la feria de todo
para los gustos más raros.
La rica fruta del Cuzco
y el dulce pan de Acomayo.
Las verduras de Arequipa,
los camarones de Tambo.
El maíz de la quebrada,
las cebollas de Chihuaco;
los quesos de Santa Rosa,
los frescos suches del Lago
y chicha blanca que cuesta
sólo diez cobres el vaso.

Nada le falta a la feria
de Sicuani en el mercado.
Ni sus mestizas bandidas
con sus caras de durazno,
ni el cholo que se da pisto
y enamora con charango.
Ni los “tigres”, ni Juan Loco
con su excelente anisado,
ni nuestra María Vera
de la chicha y el güen trato,
con clientela famosa
por eso del bebe largo.
Nada le falta a la feria
del domingo en el mercado!

Después de un día de fiebre,
cumplido ya su trabajo,
apoyándose en los cerros
el sol se va tambaleando.
Se va sediento y apenas,
con ganas de echarle un trago.
(Seguro que va “a empalmarla”
con buen alcohol de Cartavio).

A veces se pierde días
y es difícil encontrarlo.
(Por las cantinas del cielo
siempre lo pillas borracho).